email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

TRIBECA 2021

Crítica: All My Friends Hate Me

por 

- La comedia oscura y grotesca de Andrew Gaynord es lo suficientemente perturbadora, desconcertante y sorprendente como para ser divertida

Crítica: All My Friends Hate Me
Tom Stourton en All My Friends Hate Me

Después de la victoria de Inglaterra contra Croacia en la fase de grupos de la Eurocopa 2020, el británico  Andrew Gaynord (director de la serie cómica de Netflix The Characters) también ofrece un gran debut con su primer largometraje, una comedia grotesca y oscura titulada All My Friends Hate Me, que ha tenido su estreno mundial este año en la competición internacional del Festival de Cine de Tribeca.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)
series serie

La premisa de esta sorprendente película, escrita por Tom Palmer y Tom Stourton (conocidos como el dúo cómico Totally Tom), es bastante simple: Pete (interpretado por Stourton), un hombre de treinta y pocos años, acaba de regresar de trabajar como voluntario con refugiados y está ansioso por disfrutar de su fiesta de cumpleaños con un grupo de excompañeros de la universidad, con el objetivo de rememorar los viejos tiempos, al menos durante un par de días. El plan es reunirse en una gran casa de campo con sus amigos: George (Joshua McGuire), el dueño de la majestuosa propiedad; la esposa de George, Fig (Georgina Campbell); Archie (Graham Dickson); y la exnovia de Pete, Claire (Antonia Clarke).

Sin embargo, no esperen una reunión de clase "millennial", con personajes como los de Reencuentro de Lawrence Kasdan, Beautiful Girls, de Ted Demme, o incluso el humor agridulce de una comedia italiana de los años 80 (Compagni di scuola). Afortunadamente, All My Friends Hate Me sigue una línea completamente diferente. En primer lugar, de camino a la mansión, Pete es testigo de dos acontecimientos extraños. Después de hacer una parada rápida para orinar, se acerca a un coche abandonado y oxidado, que aparentemente está vacío, y acaba siendo perseguido por un hombre que estaba durmiendo dentro del vehículo. Posteriormente, se detiene a pedir direcciones a un anciano, pero las respuestas y la actitud del transeúnte resultan bastante incómodas. Cuando llega a la mansión, la encuentra vacía. Unas horas más tarde, sus amigos regresan con un nuevo invitado, un extraño llamado Harry (Dustin Demri-Burns).

A partir de ese momento, la historia se convierte (de forma gradual, pero inexorable), en un relato paranoico donde Pete y Harry asumen los papeles principales, y donde el primero está cada vez más convencido de que el segundo está allí para arruinar su fiesta de cumpleaños, sus amistades y, de paso, toda su vida. El conflicto entre ambos se intensifica de formas impredecibles (aunque divertidas y escalofriantes). Al día siguiente, la novia de Pete, Sonia (Charly Clive), se une al grupo, y su presencia hará que las cosas se vuelvan aún más inestables. La inseguridad y fragilidad de Pete logran que la película resulte muy oportuna, en un mundo donde el consumo de psicofármacos y los problemas de salud mental van en aumento. Por supuesto, los millennials no están exentos de esta tendencia a la ansiedad, cuyos efectos se ven amplificados por la falta de perspectivas provocada por la crisis del coronavirus. Los tópicos de terror y thriller añaden un toque de angustia surrealista muy necesario, cuidadosamente planificado como parte de una estrategia de dirección más amplia.

En resumen, el debut de Gaynord es una propuesta entretenida y sorprendente. A pesar de algunas caídas de ritmo en la primera parte, que aún así transmite una sensación general de tensión cuidadosamente construida, la película cuenta con un deslumbrante conjunto de actores, un guion ingenioso y un gran apartado técnico. En ese sentido, cabe destacar los esfuerzos del director de fotografía Ben Moulden, que ofrece un trabajo espléndido mediante una iluminación discreta para representar la ambigüedad de la mansión y sus invitados.

All My Friends Hate Me es una producción de las británicas Ravanburn y Totally Tom Films. La estadounidense Endeavour Content se encarga de las ventas internacionales.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del inglés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Privacy Policy