email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

BERLINALE 2019 Forum

Crítica: Serpentário

por 

- BERLÍN 2019: El primer largo de Carlos Conceição retrata diferentes periodos históricos de un país desconocido mediante el viaje de un hombre por una variedad de paisajes y géneros cinematográficos

Crítica: Serpentário
João Arrais en Serpentário

Serpentário [+lee también:
tráiler
ficha del filme
]
, el primer largometraje de Carlos Conceição, es una película de ciencia ficción retro melancólica que recorre varios géneros mientras cuenta la historia de un país desconocido. Se ha estrenado en la sección Forum del Festival Internacional de Cine de Berlín (del 7 al 17 de febrero). Conceição nació en África y se trasladó a Europa en la adolescencia, mientras que su madre decidió quedarse allí, según los créditos iniciales. Ella le dijo que quería adoptar un pájaro que viviese 150 años, pero sólo si él lo cuidaba cuando ella muriese.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Lo que sigue podría interpretarse como un viaje para descubrir las razones que la llevaron a quedarse en África, o una traducción de lo que el pájaro llegaría a ver si viviese en el continente africano durante 150 años. Un joven (João Arrais) aterriza en lo que sólo puede ser el continente africano y la voz en off de una mujer le pide que la encuentre. Así empieza su viaje a través de un paisaje africano post apocalíptico, y los fragmentos de la narrativa empiezan a unirse. En el escenario de ciencia ficción de la película, la madre ha fallecido en una catástrofe y el pájaro la ha sobrevivido. Para recuperarlo, el joven que al principio viste vaqueros, una camiseta y unas gafas de sol retro futuristas se convertirá primero en un colonizador portugués, después en un alegre vaquero y, por último, en un astronauta con una nave espacial retro.

Serpentário (grabada, escrita, editada y narrada por el director portugués nacido en Angola) permanece visualmente convincente en todo momento, mientras los cambios en los decorados van acompañados de cambios en el tamaño y la textura de las imágenes. Los paisajes desérticos, granulados y de un naranja intenso contenidos en un fotograma análogo y cuadrado dan lugar a imágenes claras, en pantalla completa, de elementos galácticos superpuestos en la cabeza del protagonista, que está cabeza abajo. Con un corte rápido pasa de tráilers de películas porno antiguas a fragmentos de discursos políticos.

Precisamente, uno de estos breves discursos aporta algunas claves sobre el país donde se desarrolla la historia. El hombre al que vemos hablando es António Agostinho Neto, capturado mientras proclamaba la independencia de Angola en 1975. Por tanto, el territorio post apocalíptico por el que deambula el protagonista puede entenderse como el paisaje devastador que dejó la Guerra Civil de Angola, que comenzó después de la proclamación de independencia del país. Sin nombrar al país ni a su “enfermedad”, la película también funciona como una observación más general de la historia de África, o de la historia en su totalidad.

Serpentário, historia de ciencia ficción en tono melancólico y apariencia retro futurista, consigue mezclar bien sus elementos aparentemente incompatibles no sólo a través del motivo del viaje, sino también de la narración en off, que establece el tono general de la película.

Serpentário reúne varios géneros y subgéneros (es etnográfica, autobiográfica, un drama de época y un western, pero sobre todo, un ensayo experimental de ciencia ficción) en su observación convincente de un territorio pasado, presente y, quizás, futuro. Su mezcla de sorpresas narrativas y estilísticas está justificada, y aspira a convertirse en una muestra de ilusionismo cinematográfico.

La película ha sido producida por Mirabilis (Carlos Conceição, António Gonçalves y Margarida Ventura); mientras que Agência - Portuguese Short Film Agency gestiona los derechos internacionales.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

(Traducción del inglés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Privacy Policy