email print share on Facebook share on Twitter share on reddit pin on Pinterest

CANNES 2019 Competición

Justine Triet • Directora de Sibyl

"Me gusta reírme con las cosas oscuras y trágicas que suceden a veces en la vida"

por 

- CANNES 2019: Hemos entrevistado a la directora francesa Justine Triet para saber más sobre su comedia dramática en la competición por la Palma de Oro, Sibyl

Justine Triet  • Directora de Sibyl
(© Yann Rabanier)

Hay drama intenso, divertida comedia, una buena dosis de thriller psicológico y una mirada ingenua al mundo del cine, que a veces es más extraño que la ficción, en Sibyl [+lee también:
crítica
tráiler
entrevista: Justine Triet
ficha del filme
]
, el tercer largo de la francesa Justine Triet, que participó en la competición del Festival de Cannes 2019. Hablamos con la realizadora sobre los aspectos más o menos caóticos del cine, así como su estilo cinematográfico, que a veces es difícil de vender.

(El artículo continúa más abajo - Inf. publicitaria)

Cineuropa: Una parte importante de la historia de Sibyl sucede en un rodaje, nada menos que en la isla de Estrómboli, donde suceden todo tipo de locuras. En una escala desde el realismo hasta el absurdo, ¿dónde situarías esta descripción del mundo del cine?
Justine Triet: Admito que hay algo de exageración —en este punto de la película, las cosas tienen que estallar de cierta manera, tanto metafóricamente como en la realidad— y claro, en esta localización tan importante, nuestro objetivo era conseguir un efecto particularmente explosivo. Pero al mismo tiempo, en todo rodaje suele haber uno o dos días en los que las cosas se salen de madre. 

Entonces, ¿hay algún momento que hayas sacado de tu propia experiencia, incluyendo esas emociones de tensión a punto de estallar?
Es muy posible... Pero tenemos que llegar al final, ¿no? Por suerte, yo intento contener mis emociones en mayor medida que la directora en la película. Pero por supuesto, hay momentos de locura en un rodaje; digo más, momentos de locura indescriptible. 

También juegas con la idea de los idiomas y la confusión lingüística en ese rodaje, con una directora alemana, estrellas francesas, un equipo italiano... Una buena muestra de comunicación "Europudding"... O de ausencia de comunicación.
Sí, tuvimos que reflexionar sobre cómo iban a comunicarse todos y que tuviera sentido. Casi siempre se comunican en inglés, un idioma que no es la lengua materna de ninguno. Sandra Hüller, que interpreta a la directora, introdujo la idea de que a veces hablaría en francés, o diría algo en alemán, de forma aleatoria. La cosa se puso bastante interesante, divertida y caótica. Nuestra situación lingüística en Europa es bastante caótica, ¿non?

La película que se rueda en Estrómboli se llama Never Talk to Strangers, un drama muy serio, alejado de tu propio estilo, que parece encajar con el híbrido de drama y comedia que se conoce como "dramedia", una etiqueta que ya se usó para describir tus anteriores cintas, La batalla de Solférino [+lee también:
crítica
tráiler
ficha del filme
]
y Los casos de Victoria [+lee también:
crítica
tráiler
entrevista: Justine Triet
ficha del filme
]
, y que encaja bastante con Sibyl.

Ese es de hecho el tipo de cine que más me interesa, como cineasta y como espectadora. Siempre busco situaciones que pierdan el equilibrio, y con algunos personajes serios y otros graciosos, e incluso algunos trágicos; me gusta que haya de todo. 

A veces, es difícil vender la dramedia, porque la gente quiere encasillar las cosas en comedia o en drama, pero este tipo de formato está pegando fuerte en series como Girls, que ha tenido mucho éxito. Luego, por supuesto, hay personas como James L. Brooks, con La fuerza del cariño o Mejor... imposible, que para mí es el inventor de este registro inusual que puede potenciar tanto el drama como la comedia, e incluso la tragedia; en realidad, es lo mismo que sucede en la vida. Me gusta sentirme agitada cuando veo una película; me gusta reírme de cosas oscuras y trágicas que a veces también suceden en la vida, como cuando alguien se parte de risa en un funeral. Creo que, poco a poco, este será un género por derecho propio. También está Toni Erdmann [+lee también:
crítica
tráiler
Q&A: Maren Ade
ficha del filme
]
, por supuesto, que me encanta, y que influyó en mi decisión de contar con Sandra Hüller.

Otra inspiración que has mencionado es Woody Allen, y con los elementos de thriller psicológico que incorporas, también te pueden haber influido otros autores clásicos como Chabrol, Polanski o Hitchcock, ¿verdad?
Sí, sobre todo Hitchcock. Para mí, probablemente fue él quien empezó todo este asunto; yo solía ver sus películas en casa de mi abuela cuando tenía ocho años. Él hizo que el cine me fascinara. Y Chabrol y Polanski también me encantan. 

Si te describieras como una cineasta-autora, ¿cuáles serían hasta ahora los puntos en común de tus películas?
Creo que hay varios. Me gusta mostrar a mujeres intentando salir adelante, tratando de averiguar cuál es su destino y quiénes son. Me gusta buscar sus pequeños defectos y las cosas en las que flaquean. 

(Traducción del inglés)

¿Te ha gustado este artículo? Suscríbete a nuestra newsletter y recibe más artículos como este directamente en tu email.

Lee también